TwoNav Empordà BTT Extrem - Tercera etapa

¿Después de la calma llega llega la tormenta? O era al revés? Esta última etapa nos ha dejado en el palco, literalmente, o almenos a un servidor. Una ruta de 80km y +2500m que se ha ido complicando más de lo esperado! Te lo contamos en este artículo!

Publicado por Miguel Márquez el Sunday 22 de April 2018

Nos despertamos pronto, con buena música de fondo que nos marcaba que estábamos al lado de la salida.  A las 7.00am y después de haber dormido mucho y bien, nos empezábamos a vestir y preparar para lo que iba a ser un día largo.

A las 8.20am ya listos y preparados nos acercamos a la línea de salida pero como siempre, nos encontramos que vamos a salir los últimos. Es realmente increíble cómo la gente amateur como nosotros se prepara y calienta como un profesional, seremos nosotros que somos bastante descuidados en ese aspecto.. Salida de la tercera etapa y empezamos rodando rápido, por un terreno muy liso y donde se podía avanzar rápido. Así que empezamos a pasar kilometros, casi sin darnos cuenta, y nos plantamos en el 40km de forma bastante anecdótica y sin haber sufrido demasiado. Pero del 40 km al 45 km sabíamos por el track de la carrera que venía una fuerte subida con una pendiente media del 7-8%. Así que tocó dosificar al máximo porque después la recompensa sería una buena bajada. Llegamos al avituallamiento nº3 de la carrera, reponemos fuerzas, nos hidratamos mientras tomamos un poco el aire para que se nos vaya ese mareo de tanto subir y bajar constantemente, ya pensando en esa bajada que tanto nos va hacer disfrutar.

Pues no, una trialera de más de 3km de bajada más técnica que un rockgarden de circuito mundial hizo que lo que iba a ser un descanso para cuerpo y mente se convirtiera en un completo martirio. Y fue en este preciso punto, donde empezó la carrera de verdad y que lo que nos habían dicho que era una carrera para niños, se convirtiera en una ruta para mayores de edad. Lo que siguió después de esa trialera es indescriptible. Nos encontramos con dos subidas más que, aunque estaban previstas por el track, no de aquella manera. Aquellas subidas las teníamos que estar subiendo en contradirección, seguro. Solo eran de bajada, así que pie al suelo y para arriba.

Después de pasar al fin el martirio, la organización nos regaló un pase por el río para refrescarnos piernas y pies y poder acabar la etapa, almenos, fresquitos. Pero servidor no os puede explicar como fueron los últimos diez kilometros ya que se quedo sin batería y acabo la carrera con 10km más de la cuenta y por carretera.

En resumen, después de más de 140km, +4300m y casi 13 horas de carrera, os puedo decir que es una carrera de 10, tanto por la organización cómo por el paisaje y la estructura de las etapas, con una CRI muy divertida, pero si no eres técnico no es tu carrera. Es una carrera por etapas con mucho nivel y aquí la gente que disfruta es porque le gusta este tipo de terreno, que como ya os dijo mi compañero Miguel, realmente no es nuestro terreno y hemos sufrido más de la cuenta. Aún así si os queréis aventurar a este pedazo de carrera también podéis escoger realizar solo una etapa de los dos días, que seguro que tenéis más que suficiente para contarles a vuestros amigos lo dura que puede llegar a ser una carrera bien planificada!